Lamarga

Archive for 2017|Yearly archive page

AMARAR, DE MARGARITA GARCÍA ALONSO, LA NOVELA PREFERIDA DE Michita, una gata americana.

In AmiGos, Margarita Garcia Alonso, Mis libros on 21 août 2017 at 6:27

Hace unos días, mientras recogía unos libros que estoy empacando « Michita » quería escuchar el mar que se ve en la portada de Amarar.. un bello libro de Margo.

Muy recomendado, igual que su poesía, se lee muy rápido, fácil y fluido, como todo lo de esta autora Cubana-Francesa, que vive en Normandie,
Margarita García Alonso. Me gusta.. y a mi gata tambien.

Amarar… buena lectura.

Beatriz M Fránquez-Nodarse

AMARAR, DE MARGARITA GARCÍA ALONSO

Publicités

La VIDA, Margarita García Alonso, videos de arte

In gra-sofismos, Margarita Garcia Alonso on 15 août 2017 at 8:55

Poemas de Margarita García Alonso, en La Peregrina Magazine.

In La costurera de Malasaña, Margarita Garcia Alonso, Mis libros on 30 juillet 2017 at 7:57

Poemas de Margarita García Alonso, en La Peregrina Magazine. 

marga_LAEXTRANJERAMargarita García Alonso, « La Extranjera », óleo sobre lienzo

LA DEL VELO, poema de Margarita García Alonso.

In Non classé on 28 juillet 2017 at 12:00

Source : LA DEL VELO, poema de Margarita García Alonso.

Otra manera de leer el corazón de una muchacha

In Margarita Garcia Alonso, Mis libros on 27 juillet 2017 at 7:20

EN VENTA AMAZON

 

Sobre el poemario “Sustos de Muchacha”
de Margarita García Alonso.

Sería mucho más rico que todas las ciencias descubiertas fueran tan exactas como la Poesía. Que en vez de hablar de los héroes diciendo: “gran estratega de formación” u “hombre de valor y sin tacha”, se refirieran a ellos como “animal de muerte y de luz” o “ángel del alba de acero”. Por ejemplo.
Lo demostró Homero, con aquellos epítetos de Héctor, domador de caballos y Aquiles, el de los pies ligeros. No por gusto se afirma que la reconstrucción más fidedigna de la batalla de Waterloo está ofrecida por Víctor Hugo, en Los Miserables.
Ahora estamos delante de la historia de un éxodo, contada desde adentro y por tanto puede ofrecernos una versión más interesante de la vida. Se trata de un viaje, de un descubrimiento, de un testimonio lúcido, de la expansión y de ciertos dolores experimentados por una muchacha que está viviendo mientras observa su propio corazón. Tan interesada por lo que acontece a su alrededor en el mundo material, como en interpretar los designios de su alma.
Una voz cándida por su pasión y firme en su creatividad. Los sustos de esta muchacha narran, con precisión abrumadora, la gran historia del crecimiento humano.
“Nadie le mira pero ella tiene las llaves
y una soledad y un hambre de amor que espantan.”
Desde su clausura acompañada por fantasmas creativos: Quevedo, Machado, Vallejo, Mozart, Chagall, Van Gogh y Miguel Ángel, pero también Eliseo, Neruda, entre otros; la poetisa organiza sus ejércitos, libra sus combates:
“Permiso para espantar el desamor
que diluvia sobre la ciudad.”
Y su crónica poética es la de todos. ¿Quién no ha sentido, al menos una vez, susto por la terrible circunstancia de estar vivo?
“Estas muchachas del mundo se parecen.”
Pues sería mucho más rico si entendiéramos la realidad desde los versos, que nuestros héroes no mataran sino con el canto. Las guerras quizás parecerían humanas, porque el daño de la palabra puede repararse casi siempre más fácilmente que el daño de la espada.
“Una muchacha profundamente vieja
golpea los muebles
ante el recién graduado
que estremece milenios y no entiende,
no sabe que mueren cientos a diario
de hambre o de amor
y no entiende.
Una muchacha profundamente vieja
no se puede extirpar en las esquinas
donde desangra, de vez en cuando,
y renace las más.”
Con esto me despido y los convido a desnudar Los Sustos de Margarita García Alonso, domadora de palabras, vástago de la lírica y persona increíble.
Ariel B. Acosta
Bruselas, Septiembre, 2013

Ariel B. Acosta Ulloa (Sancti Spíritus, Cuba, 1979). Ex actor del grupo “Teatro de los Elementos”. Miembro del taller especializado en preceptiva « En el vórtice de la contemporaneidad ». Obtuvo el primer premio del Concurso Territorial « Zenón Rodríguez » en el 2005 y ese mismo año el Consejo Nacional de Casas de Cultura le otorgó la Beca de Creación « Sigifredo Álvarez Conesa ». Textos suyos aparecen en las revistas El Caimán Barbudo y Calle B, así como en la antología poética “El Libro de los Aforismos” (Editorial Mecenas, Cienfuegos, 2008). Reside en Bélgica desde 2007. Es el autor de « La balada de los suicidas », cuentinovela publicada recientemente por Eriginal Books.

 

La balada de los suicidas

coverture[1]

Sobre el poemario “Sustos de Muchacha”
de Margarita García Alonso.

Sería mucho más rico que todas las ciencias descubiertas fueran tan exactas como la Poesía. Que en vez de hablar de los héroes diciendo: “gran estratega de formación” u “hombre de valor y sin tacha”, se refirieran a ellos como “animal de muerte y de luz” o “ángel del alba de acero”. Por ejemplo.
Lo demostró Homero, con aquellos epítetos de Héctor, domador de caballos y Aquiles, el de los pies ligeros. No por gusto se afirma que la reconstrucción más fidedigna de la batalla de Waterloo está ofrecida por Víctor Hugo, en Los Miserables.
Ahora estamos delante de la historia de un éxodo, contada desde adentro y por tanto puede ofrecernos una versión más interesante de la vida. Se trata de un viaje, de un descubrimiento, de un testimonio lúcido, de la expansión y de ciertos dolores experimentados por…

View original post 274 mots de plus

Para la novela El corredor de las ninfas,  de Adán Echeverría. Portada de Margarita García Alonso.Catarsis Literaria El Drenaje. Ensenada, Baja California, México.

In AmiGos, Margarita Garcia Alonso, prensa on 20 juillet 2017 at 10:52

Capture d_écran 2017-07-15 à 12.19.09

 

PDF

Tengo el inmenso honor de haber realizado la portada de la novela

El corredor de las ninfas.

1a. Edición en Portable Document Format (PDF) en 2017. por Catarsis Literaria El Drenaje. Ensenada, Baja California, México. Cel. 646 2704993

Imagen de portada: « Encontrarse » de Margarita García Alonso.

D. R. © Adán Echeverría. D. R. © de la presente edición Catarsis Literaria El Drenaje.

Este libro no puede ser reproducido parcial o totalmente sin autorización escrita del titular del copyright.

HECHO EN MÉXICO.

Amarar, un excelente libro de Margarita García Alonso

In AmiGos, Margarita Garcia Alonso, Mis libros on 23 juin 2017 at 10:31

Amarar, Sin noticias de Itaca

en venta AMAZON

BUBOK

Amarar en el puerto donde nacen y mueren los manuscritos del encierro . Amarar junto a seres que han encontrado protección y consuelo en un muchacho clandestino, un ángel contemporáneo que decide bordear las costas de Europa y desamarrar en los puertos a quienes intentan llegar más lejos que su supuesta destinée. La novela de la errancia interior.

Por Mabel Cuesta

Amarar/Desamarrar en Porto Matanzas

Es una novela que bien podría comenzar de este modo:

Las paredes del salón del té se desintegran. Las litografías de Matanzas, a principios de siglo XX, se agrietan con la humedad. Los muros expulsan el cemento, mientras las arcadas resisten, a duras penas, a las filtraciones del techo. La antigua cochera recibe una clientela fiel en la conspiración de versos y viajes. (García Alonso 233) Y es que Amarar/Desamarrar (El Barco Ebrio, 2012)* de Margarita García Alonso, es un homenaje a Matanzas, los viajes y los versos. O al menos así se aposenta en la lectura, en las estructuras que teje, en los laberintos a los que invita.Matanzas La ciudad trazada a partir de 1693 en torno a la bahía de bolsa en donde una vez murieran  algunas decenas de españoles en manos de nativos y que en el siglo XIX deviniera primera exportadora de azúcar en el mundo (sangre, dolor y manos negras al servicio de esta última conquista) encuentra aquí un iluminado homenaje desde el siglo XXI. Aunque el escenario que la novela recrea no es otro que el del florecimiento,  decadencia y caída de la Revolución (desde 1959 hasta aproximadamente 1992); el peso de la historia colonial matancera nos se hace esperar. Todo se reifica en sus leyendas, sus míticos personajes enloquecidos y allí muertos, en el aura majestuosa de sus puentes, ríos y claro está en su “valeriano” mar (La mer, la mer, toujours recommencée). Una vez que se ha dado vuelta a la última página de la historia, siento el lector la absoluta certeza de que a pesar de los desplazamientos a los que son sometidos por fuerza o voluntad propia los personajes, no habría otro posible escenario mayor para ellos que el de esa ciudad de nombre cruel. Queda entendido al fin ese peligroso, impresionista axioma de Vitier cuando en Lo cubano en la poesía asegura que: “la matanceridad es la luz tamizada entre irónica y nostálgica en el paisaje”.
Viajes
Signado como ha estado el sujeto cubano desde que pensó a pensarse como tal por el exilio, las diásporas y migraciones, no resulta ajeno o novedoso que Amarar… sea también una novela de viajes, desplazamientos, dislocaciones. Su protagonista Fernando Tamiz es iniciado en esta prácticas por sus padres desde sus propios orígenes. Su desembarque en la ciudad de Matanzas parece una estación natural que se convierte en el ojo desde el que la ciudad se va construyendo lenta, dormida, delirante, imposible y vívida. Tamiz-poeta-navegante-pintor es trayectoria en sí mismo. Viaja desde los viejos continentes hasta México, de ahí a la ciudad cubana y en ella hacia los paraísos ignotos que habitó José Jacinto Milanés para poder partir hacia La Habana y la muerte.
 La co-protagonista Marina (otro nombre parece imposible) matancera por carta natal, emprende junto a Tamiz algunos viajes y lo lleva dentro y de regreso hacia esas viejas ciudades Europeas en donde también la signan el delirio y una soledad que se fractura en la última línea de la obra.  Sólo así parece tener sentido el largo viaje de Tamiz. Su asimilación al cuerpo de Marina Maud es su única certeza de conquistar esos ciclos de retorno que Nietzche nos contara.
Versos
La poesía finalmente entremezcla las dos estancias anteriores. Poetas y pintores (entendamos la imagen como un verso más y también al revés) invaden estas páginas en las que sólo Matanzas puede ser telón de fondo. La enorme banda de soñadores que García Alonso nos retrata (enloquecidos o no) tienen el don de la versificación orgánica, el surrealismo inmediato, la posible naturalidad de vivir en clave poética -si se me permitiera hacer uso del anacronismo. Como antes insinuaba, casi tres siglos de historia local facilitan en la novela la formación de sus protagonistas. Bildungsroman y crónica de viaje se juntan en la epopeya lírica (revival de Homero) que sirve como marco de referencia a las vidas de Tamiz y Maud. Homenaje también a grandes hombres y mujeres de esa ciudad con brumas. Referencias que cualquier mínimo conocedor de literatura cubana sabrá apreciar.
 Por Matanzas, puerto y hogar de viajeros en estos casi trescientos veinte años de fundación, azúcar, glorias, neblinas y fantasmas. Por los poetas que Tamiz y Maud cargan consigo en esta historia, por el tiempo ido y una esperanza de futuro a la que aún nos aferramos, doy las gracias a Margarita García Alonso por la entrega y pongo una flor junto a la estatua de José Jacinto, pidiendo que pueda reconocerme aún entre los vivos*.Por Hector García Quintana:Érase una vez un tiempo sin esperanzas. Un lugar donde sólo la poesía abría caminos en el monte. Un territorio donde el futuro es el perpetuo instante de un presente que no termina.

Dos vidas, Maud y Tamiz, que se encuentran más allá del tiempo, más allá de la geografía, más allá de la realidad o la fantasía, para compartir algo que se vive sólo en las grandes historias. Como dos mundos que colapsan como una fatalidad y se mantienen unidos por lazos que van más allá del simple azar.

Todos tenemos, como Maud y Tamiz, nuestros fantasmas, nuestros eternos conflictos que nos impiden soltar las libertades que nos hacen más felices; pero a la vez esos mismos fantasmas, bien sometidos, nos ayudan a vivir

Portada y portafolio Margarita García Alonso, revista DELATRIPA, México, junio 2017

In AmiGos, Margarita Garcia Alonso, pinturas, prensa on 11 juin 2017 at 12:43

18738636_315416942225475_60160079928929079_orevista delatripa: narrativa y algo más. Con el trabajo visual de Margarita García Alonso.

 

Margarita García Alonso (Matanzas, Cuba, reside desde 1992 en Francia ) Poeta, periodista y artista visual. Autora de poemarios, novelas, cuadernos de arte, pinturas, creaciones digitales y animados. En Cuba fue directora del semanario cultural Yumurí y editora de Casa de las Américas. Dirige Editions Hoy no he visto el Paraíso.

Desde el puerto hasta Sainte-Adresse la reina, por Carlos Cuba Marchan

In AmiGos, Margarita Garcia Alonso on 9 juin 2017 at 2:35

19046942_10155370306003119_1846679865_nPor  Juan Carlos Cuba Marchan

 

Desde el puerto hasta Sainte-Adresse la reina recorre la playa y recoge piedras de colores. Cuando se detiene traza círculos y líneas que viajan con ella desde allá lejos y desde hace tiempo. Cada piedra, cada trazo van acompañados de palabras, de las palabras viejas de su lengua materna y de las palabras nuevas, las de sus avatares…

18922171_10155370322883119_2307079409533870478_n

 

CORRESPONDENCIA CON GATO

In Margarita Garcia Alonso, Mis libros on 2 juin 2017 at 9:17

18893067_10209798003255315_8940722889610237999_n

Por Beatriz M Fránquez-Nodarse 

Mi gata, Michita, con el libro de poesias de Margarita García Alonso. No hay libro que ella vea sobre el “counter” o el sofá que no venga a husmearlo, incluso a “custodiarlo”, se apasiona como buscando un ratoncito dentro… mientras no se lo coma!, si ella supiera leer.. sería ya muy instruida jaja.

Siempre releo la Poesia de Marga, más conocida aquí como la Reina o Majestad, porque sin ánimo de ‘guataquería’… ella lo es. Una reina accesible, humana y talentosa. Estaba leyendo el Herrero.. que me robo para compartir unas estrofas:

Herrero

“En el cobre apretujado, golpe, golpiza
una tras otra.
La tela metálica sobre la piedra
Sobre la copia de piedra en acero
en acero molde de todas las piezas
que anhela el hombre.

Acero matriz que adiciona vicios
de gente sola.
Por mucho que canta el martillo
por mucho que recite
es poco el alimento que entra
al músculo seco.

Ha perdido la cabellera el Herrero
por mezclar yeso en figurinas
que hacen polvo en su nariz.

Ha perdido las uñas de recuperar
ceras perdidas en los orificios
tallados por el hierro.”

Y sigue este poema… en El Centeno Que Corta el Aire, muy bueno todo el libro.

18891653_10209798001255265_982636203297676724_o (1)